www.lavozdeavila.com
Del kaos al logos (IX): Orden
Ampliar

Del kaos al logos (IX): Orden

lunes 10 de diciembre de 2018, 11:24h
Desde el mismo momento que despertó la conciencia humana su primer deseo fue intentar aplicar el mejor Orden posible al tremendo Kaos que tenía enfrente.

Porque todos los días su actividad no hacía otra cosa que hacerle sufrir de una u otra manera. Era ese dolor el que le hacía ser consciente de la relación con el medio, y su respuesta instintiva no era otra que controlarlo para que ya no le fuese hostil.

El orden es consustancial a toda la naturaleza. Desde que un grupo de chopos crean un ambiente forestal a las demás plantas no les queda más remedio que, o no necesitar directamente el sol, o apartarse fuera de su sombra, o trepar por los mismos en busca de los preciados rayos. Lo mismo sucede con la territorialidad de todos los animales, en ella imponen su orden. El león, con su poderío, ordena su entorno y hace girar la vida que le atañe en función a su voluntad. Él ordena con su fuerza.

Desde la prehistoria los pequeños grupos humanos estaban sometidos a su orden. Los machos más fuertes y los ancianos, bien con la fuerza bien con el ejemplo, imponían a los jóvenes el rumbo y todo tipo de comportamientos. Es cierto que todo ello era meramente instintivo. Sin consciencia de ningún tipo. Pero el grupo actuaba ordenadamente y su comportamiento era de esa manera, como un conjunto.

Desde el mismo momento en que un pequeño brujo comenzó a pensar, toda su búsqueda no fue otra que el encontrar unas reglas para alinear a los espíritus con ellas. En el mismo momento en que un Chamán comenzó a teorizar la comprensión de las leyes de la madre naturaleza, todo su deseo fue imponerlas al pueblo a través de sus artes. Toda la clave de su poder residía en que fuese capaz de describir cómo funcionaban las cosas para predecirlas y que los demás se fascinasen al ver que él ya las dominaba. Para ello necesitó la Palabra, nació el Logos.

Supongo que estaremos todos de acuerdo que las grandes teorizaciones generales –lo que se conoce como las grandes religiones- no son más que un conjunto de esquemas, conocimientos, intuiciones y reglas a aplicar que tratan de imponer un cierto orden en el comportamiento general del grupo y por ende, crear unas reglas de actuación individual en busca de ese deseado… orden –el Logos-.

Los primeros filósofos Helenos no buscaban otra cosa que…la Verdad. Esta no era más que el mejor conocimiento de la naturaleza que tenían delante, y de ellos mismos en tanto la relación y la reacción ante ella, y después de descubrir sus reglas imponer en base a ellas un Orden que permitiese la mejor supervivencia posible –crean el verdadero Logos-. Es con esos conocimientos, al principio teóricos y faltos de ajuste, con la experiencia mucho más ajustados, con los que se han ido estableciendo unos protocolos de actuación a los que, por el método utilizado por un tal Descartes, hoy le llamamos Ciencia.

Ahora ya nadie duda en aplicar esa ciencia para ordenar nuestra actividad en base a esos conocimientos de la Naturaleza de la que formamos parte. El Orden se basa, ya única y exclusivamente, en esos Conocimientos científicos –el nuevo Logos-. Es cierto que en el orden social aún se juega con muchos mitos y con lenguaje críptico, pero también es cierto que nadie habla de una medicina nacionalista, ni de una medicina China, Rusa o Española, todo el mundo habla simple y llanamente de …Medicina. Y solo hay una, la mejor. Nadie decidiría ser operado por un médico de izquierdas ni de derechas, ni nacionalista o extranjero. Todo el mundo desearía ser operado por el mejor médico. ¿Cuál es? Aquel que le salve la vida y aplique las mejores técnicas.

Ahora, lo que debemos hacer es buscar, explicar, enseñar y utilizar el mejor orden social. No en base a ideologías, religiones o creencias, sino basado en los mejores conocimientos de la Psicología y la Sociología Humana y con ellos crear el mejor orden técnico, científico, que sea el que ordene un Grupo Social Humano Organizado y que le lleve a los mejores niveles de Supervivencia y Convivencia. Todo ello basado en los mejores conocimientos que tenemos sobre la Ciencia política y con aplicación de las mejores técnicas jurídicas, con el mejor derecho posible.

Solo podemos sobrevivir y convivir si lo hacemos de forma ordenada. Es imprescindible que cuanto antes establezcamos un… Orden –un Logos-.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de La Voz de Avila

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.