www.lavozdeavila.com
El estado del estado (112): La verdad (XXXVII)
Ampliar

El estado del estado (112): La verdad (XXXVII)

Por Carlos González
x
bergidahotmailes/7/7/15
viernes 06 de agosto de 2021, 09:00h

Escucha la noticia

También es imprescindible, dice Yony, que, con esta ley, la de la Identidad o Estructura, realicemos una demostración práctica para comprobar que se cumple siempre en la vida diaria y, por ello, en toda la historia de los pueblos e imperios.

Quedará demostrado que cada parte autónoma que existe en la naturaleza, en este caso cada GSO -que es a los que estamos estudiando- su Identidad y estructura no es más que el resultado de su nacimiento, sus avatares y los éxitos y fracasos obtenidos.

Podríamos hacerlo con cualquier GSO, con el propio imperio español. El nacimiento del Castellano, su propagación por América… Pero seguiremos con el mismo ejemplo que en la ley anterior, con los EEUU de América del norte.

Y así, hijo fundamental del Imperio Británico, adoptó su lengua, aunque con pequeñas modificaciones o acentos. Podría ser su idioma el Holandés, tal como nació Nueva Ámsterdam, hoy Nueva York, o tomarlo del actual New Orleans, con Luisiana de nacimiento francés y lengua Francesa, o de todos los estados de origen del Castellano o Español: Florida, Arizona, California. Pero no, todos sabemos por qué avatares y en qué circunstancias triunfó solo el Inglés –aunque solo era el idioma de una de las naciones que componían el imperio- y por ello la Identidad del GSO, EEUU es que su lengua oficial es, el Inglés.

Si estudiamos el terreno que ocupa podemos comprobar al estudiar su historia que esta determina de forma absoluta los territorios que lo componen. Donde hubo victoria arrebató esos territorios y se los quedó, donde derrota se estableció la frontera infranqueable. Donde ganó aliados, unos tratados internacionales, donde halló enemigos, unas relaciones de fuerza y diplomacia.

De esta forma vemos que la frontera del Canadá está donde ambos se sostuvieron por la fuerza, la del oeste la determina el pacífico y después la conquista de Hawai, o el territorio conquistado tras la II Guerra mundial. Hacia el sur los estados que por la guerra le arrebató a Méjico.

Formado por y en el llamado “Occidente”, su cultura es la Cristiana y la Greco-Romana. Su estructura política y jurídica la heredada de los países Europeos que lo formaron, así como toda su estructura intelectual. Como resultado de las inmigraciones es una amalgama de todas las razas y culturas europeas, y en menor medida de todas las razas del planeta Tierra. Ha dado lugar a que haya creado instituciones y visiones propias de la realidad política y jurídica ligeramente diferentes de las europeas.

En su propia Estructura interior, su estructura federal, el tamaño y distribución de sus estados, sus legislaciones interiores propias, y un sin fin de diferencias, son producto de su creación histórica. De los avatares y devenires que la fueron formando, en muchas ocasiones por la simple aleatoriedad. Se pueden apreciar los personalismos, las fuerzas familiares. Los odios y desesperanzas, los grandes ideales, tanto los luchados y en parte conseguidos, como los fracasados estrepitosamente. En fin, como en la formación de cualquier otra nación, estado o imperio, su estructura es absolutamente única.

Y no olvidemos nunca, que estamos en una situación dinámica, en total transformación. Sometida a los avatares de sus socios, aliados, o presentes y futuros enemigos. Veremos la confrontación con Rusia, en el pasado aliados férreos contra Alemania, hoy enemigos irreconciliables. China, ayer un amigo pobre y al que vender, ahora su banquero, y por lo que se piensa, futuro verdugo comercial y quizá militar. Todo hace indicar que el competidor por la supremacía mundial será China. Hemos de suponer que de acuerdo con el principio de la dinámica constante, ahora los EEUU ya no hablarán de “La Felicidad” de los hombres, sino de cómo le gana ese presente desafío por la supremacía en el globo a China.

Respecto al principio de temor a la destrucción, ahora, los EEUU es cuando ya sienten que puede que las circunstancias de todo tipo que ya suceden, y más las que sucederán a corto plazo, puede que lleven, primero a su derrota, como al imperio español o al británico, y después, tal como le sucedió al egipcio, persa o al romano, a su destrucción absoluta.

Las fuerzas que ve crecer en su contra, como siempre, son del tipo interno: Luchas entre razas, primacías de estados más fuertes –California- Desapegos de aliados –sus disputas con Europa respecto a la posición frente a China-, como las de tipo externo: Rusia como perenne mosca cojonera, así como la disputa real por su poderío económico, financiero y militar de la propia China.

Todo lo anterior le provoca que deba ser consciente de su posición, de sus peligros exteriores e interiores y de que solamente debe hacer lo que la Madre Naturaleza nos impone a todos: Primero luchar a muerte por su supervivencia como tal, y lo segundo mantener su Identidad y su estructura el máximo tiempo que pueda.

Decidme si esa no es su única lucha constante… Y la de todos

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios